Hay trilogías cinematográficas que surgen tras gran planificación, y con los riesgos asumidos desde el principio (o casi) por parte de los implicados tras las cámaras, como vendría a ser el caso de El Señor de los Anillos o Regreso... Seguir leyendo →